Cambios en hacienda, otra inconsistencia de la famosa 4T: Albarrán Mendoza

Al ser interrogado sobre la renuncia de Carlos Urzúa a la Secretaría de Hacienda y Crédito Público de la administración de Andrés Manuel López Obrador, el presidente del Comité Directivo Estatal del PRI, Esteban Albarrán Mendoza, lamentó que colaboradores cercanos al presidente de la República estén dejando la nave al inicio del trayecto, pues esto demuestra la inconsistencia en la estrategia del gobierno federal.

Subrayó que ya de por sí López Obrador había sido cuestionado por el bajo perfil de los integrantes de su gabinete, críticas que aumentaron con la renuncia del exdirector del IMSS, Germán Martínez y aseguró que ahora el panorama se complica aún más, con la abrupta dimisión de Carlos Urzúa a la Secretaría de Hacienda.

El mensaje que esto envía a los inversionistas nacionales y extranjeros, es que hay dudas en el rumbo de la actual administración y esto es una mala señal para el mercado interno y para los mercados internacionales, afirmó el presidente del PRI en Guerrero y precisó que es urgente que el presidente López Obrador haga ajustes inmediatos en su equipo de trabajo, pues estas renuncias muestran que la propuesta de la Cuarta Transformación sólo es una estrategia discursiva.

El también ex senador de la República, aseguró que a pesar del curriculum del relevo de Urzúa, el doctor Arturo Herrera, la cartera de la Secretaría de Hacienda exige mucho más de su titular, pues el entorno internacional demanda la capacidad de amplios contactos en el exterior y de una gran capacidad de interlocución con los protagonistas más connotados de las finanzas internacionales y el nuevo titular de Hacienda tiene una corta incursión en el entorno mundial.

A juicio de Albarrán Mendoza, el principal desacierto en la política económica del actual régimen es pretender que México es una isla y que cerrarse a la dinámica de las finanzas internacionales es una forma de “blindar” el proyecto de López Obrador.

Albarrán Mendoza hizo también una aclaración pertinente: “No se trata de denostar al gobierno por las evidencias de que el anacrónico esquema de gobierno se le está resquebrajando al presidente López Obrador, al contrario, lo deseable es que el Jefe del Ejecutivo rectifique dando rumbo y certidumbre al país, pues es evidente que si a su gobierno le va bien, le irá bien también a México”.

El presidente del PRI en Guerrero apuntó también que es imperioso que el gobierno actual realice los ajustes necesarios y ponga orden al interior del primer círculo del poder.

“Nadie cambia de montura a la mitad del río” señaló Albarrán Mendoza “y mucho menos cuando el caballo apenas metió medio cuerpo al agua” afirmó el presidente del PRI estatal, pues esto es indicio de malas decisiones.

Gobernar un país es muy distinto a suponer que sólo con buenas intenciones se puede asumir el control de una nación, agregó que se requiere de hombres y mujeres con profundo conocimiento de la realidad nacional.

Esteban Albarrán Mendoza subrayó que la llamada Cuarta Transformación es palpable sólo en el discurso y llamó a la calma, pues la turbulencia financiera que este cambio generará, aún no comienza.

Y concluyó: “Ni bien se dio la renuncia de Urzúa, cuando ya AMLO tiene encima la de Gualberto Ramírez Gutiérrez, quien estaba al frente de la Unidad Antisecuestros de la Fiscalía General de la República y quien participó en las investigaciones de los 43 normalistas de Ayotzinapa, por lo que nos preguntamos: ¿el barco naufraga?”.